Iglesia de la Sagrada Familia. Iglesia de la Sagrada Familia

Junio 26 de 2013

Este templo jesuita es una de las postales icónicas de la colonia Roma, elegido por personas de toda la ciudad para casarse, acudir a misa o simplemente para tomar una fotografía de su esbelta torre. Su construcción dio inicio en 1910 y estuvo a cargo del arquitecto Manuel Gorozpe y del ingeniero Miguel Rebolledo, quienes la dotaron de un estilo ecléctico, más cercano al neorrománico. Sin embargo, la Revolución retrasó la conclusión de la obra hasta el 19 de noviembre de 1925.

La portada está compuesta por un arco central donde se inscribe el acceso principal, enmarcado por arquivoltas o arcos múltiples; más arriba se encuentra un dintel con motivos florales, y en el tímpano destaca un rosetón o vitral circular que intercala formas geométricas. A los lados hay dos puertas rodeadas por arcos sencillos, y el remate es una cruz celta; la torre tiene cuatro relojes, uno de cada lado, y está coronada por una aguja metálica. La planta es de cruz latina, con notables vitrales en el interior.