El Aguardiente

Septiembre 3 de 2018

Bebida Espirituosa

En realidad, el término aguardiente se puede aplicar al proceso de obtención de prácticamente cualquier bebida espirituosa: ron, brandy, whisky, pisco, grappa, vino tinto y blanco.

Las frutas y algunas plantas contienen azúcares. Unos hongos microscópicos existentes en el ambiente conocidos como levaduras, se unen en cadenas para producir unas enzimas que descomponen los azúcares en partículas más sencillas llamadas alcoholes. En el proceso de fermentación alcohólica, una molécula de azúcar se desdobla en dos de alcohol, con desprendimiento de calor y de CO2

Se pueden procesar y destilar frutas, plantas y también granos. Desde la antigüedad se han obtenido también bebidas como el vodka, el ron y la cerveza. Ramón Lull y Arnau de Vilanova, en el siglo XV,  compartían sus estudios con alquimistas árabes y judíos. En uno de sus experimentos, pusieron una cántara de vino en el interior de un alambique para extraer el alma de éste. De él salió un agua cristalina que al ser probada se comprobó que era Agua de Vida; con un pequeño trago se ponían muy contentos.  Al acercar este líquido al fuego, ardía intensamente, por lo cual también se le conoció como aguardiente.

Cuando los españoles llegaron a Chimalhuacán, en el actual Estado de México, vieron que los indígenas utilizaban la planta de agave para muchas aplicaciones, desde la elaboración de jabones, hasta el techo de sus chozas.  Destacaba la preparación de una bebida fermentada del bulbo de la planta.

El mezcal se elabora principalmente en Oaxaca, a diferencia del tequila, proveniente de un poblado del mismo nombre en el estado de Jalisco. Otros tipos de aguardientes mexicanos provienen de Sonora y de Chihuahua. Las especies de agave con las que se hace el aguardiente llamado mezcal son unas ocho. Antes todos esos aguardientes eran denominados genéricamente con el nombre de vino de mezcal.

Los aguardientes mexicanos y el tequila -que cuenta con denominación de origen- han sido imitados en todo el mundo; suelen consistir en alcohol puro e insípido con un poco de aguardiente de maguey. Nunca el sabor será igual.

Desde 1800 el tequila se volvió famoso y después el mezcal, el cual se sirve con un gusano llamado Juanito en el interior del vaso.

 

Etiquetas: , , , , ,